Descubren planetas que no orbitan una estrella

9 07 2011

Un equipo de astrofísicos descubrió un nuevo tipo de planetas que no se conocía que pudiesen existir: se trata de cuerpos celestes del tamaño de Júpiter que se mueven sin rumbo por la galaxia, sin orbitar ninguna estrella. Aunque la idea de los planetas “huérfanos” existía en el mundo de la astronomía y la ciencia ficción, encontrar uno de éstos en el cielo es muy complicado.

Ahora, la revista Nature publicó las observaciones de un equipo internacional que logró ver 10 de estos objetos, que parecen haber perdido a sus estrellas. Según los investigadores, habría dos planetas huérfanos del tamaño de Júpiter por cada una de las 200 mil millones de estrellas de la Vía Láctea, lo que significa que está lleno de estos cuerpos celestes. Los astrónomos, encabezados por Takahiro Sumi de la Universidad de Osaka, observaron un área en la galaxia conocida como “bulto galáctico”, donde se detectaron estos planetas.

Para observarlos, el equipo usó un sistema para detectar objetos por masa en lugar de por luz: como estos planetas están lejos de estrellas, es difícil verlos si no es de esta manera. Las observaciones se realizaron por varios años desde observatorios en Chile, Japón, Nueva Zelanda y Polonia.

El descubrimiento permitiría a los astrónomos investigar un nuevo mundo planetario que llevaría a recalcular cuántos planetas hay, donde están y cómo fueron creados. Aunque también existe la posibilidad de que estos planetas errantes en realidad estén orbitando muy, muy lejos de una estrella.

Según las mediciones, no hay una estrella detectable hasta 10 unidades astronómicas de distancia de esos planetas. Los científicos esperan poder usar el telescopio Hubble para observar con mayor precisión si no hay una estrella, quizás con poca luz, que esté cerca y que explique la presencia de estos planetas. Aun así, los científicos están convencidos de que sí se trata de planetas huérfanos, ya que es muy, muy raro que planetas del tamaño de Júpiter estén a tanta distancia de su estrella, como en estos casos.

Una posible explicación para la existencia de estos cuerpos celestes es que, en el caos que se produce al formarse una estrella, grandes explosiones podrían expulsar planetas en formación a miles de kilómetros, lo suficientemente lejos para no ser atraído por la gravedad de la estrella. Así, ese planeta terminaría errando sin rumbo.

Fuente de Información: New York Times

About these ads

Acciones

Information

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: